sábado , 18 noviembre 2017
¿Lo sabes todo sobre bidones?

¿Lo sabes todo sobre bidones?

Un bidón es un contenedor cilíndrico que se utiliza para la carga de material a granel.   Los bidones pueden estar hechos de acero, cartón conglomerado, plástico o contrachapado, y generalmente se utilizan para el transporte y almacenamiento de líquidos o material desmenuzado (en polvo).

En el caso del transporte y almacenamiento de mercancías peligrosas con bidones hay que extremar la seguridad, en muchos casos a través de protocolos marcados por la legislación.

Los bidones también pueden nombrarse como barriles o tambores, aunque se suele denominar barriles a los que están fabricados de madera.

En la industria, son muy habituales los bidones de aproximadamente 200 litros (225 litros en el caso de bidones plásticos),  los cuales tienen una altura de unos 850 milímetros (poco menos de 1 metro) y un diámetro de 575 milímetros. Este tamaño común de bidones permite el almacenamiento y apilamiento de forma sencilla a través de palets mixtos.

Material de los bidones

Conexión equipotencial / puesta a tierra

Conexión equipotencial / puesta a tierra

Los típicos bidones de acero llevan la pared exterior nervada para mejorar la solidez y laminación. Las tapas se pueden soldar para asegurar la estanqueidad, o asegurarlos con un anillo o cierre de ballesta.

Los bidones de acero o aluminio están especialmente indicados para el almacenamiento y trasvase de sustancias inflamables, ya que por tratarse de un material conductor, se evita la formación de chispas y cargas electrostáticas estableciendo conexiones equipotenciales / de puesta a tierra.

Además, los bidones pueden estar hechos de material plástico o cartón rígido. Éstos se utilizan normalmente para el transporte de aceites, combustibles, productos químicos (los productos corrosivos afectan al acero pero no al plástico) y sustancias pastosas.

En el caso de sustancias muy agresivas, puede optarse por bidones fabricados en acero inoxidable.

También existen los bidones de plástico conductor de la electricidad, que aúnan las propiedades de resistencia química frente a sustancias corrosivas a la vez que evitan la formación de fuentes de ignición.

La construcción (incluido el material) y el modo de transporte de estos bidones destinados a almacenar material peligroso se rige por la ONU y la legislación nacional para el transporte de sustancias peligrosas. En Europa, las prescripciones de la ONU se han trasladado al llamado Acuerdo ADR – Acuerdo europeo relativo al transporte internacional de mercancías peligrosas por carretera (ver apartado Homologación UN).

Diferentes materiales para los bidones

Diferentes materiales para los bidones

Volumen de los bidones

El volumen de los bidones puede variar dependiendo de su función y la necesidad final, así que la disponibilidad del mercado ahora es enorme, pudiendo encontrar desde pequeños bidones de 6, 15, 40, 50, 75, hasta los grandes bidones de 200 litros.

Diferentes volúmenes para los bidones

Diferentes volúmenes para los bidones

Tipos de apertura y cierre de los bidones

  • Bidones de boca ancha: que suelen ser perfectos para un almacenamiento seguro de sólidos y pastas
  • Bidones de ballesta:   la parte superior está sellada por flejes metálicos que ejerce la presión suficiente para mantener muchos líquidos no volátiles creando un sello hermético.   Actualmente pueden ser también de tapa roscada, lo que los hace mucho más cómodos para su apertura y cierre.
  • Bidones cerrados: La parte superior se encuentra fija / soldada, pero van provistos de bocas / aperturas para favorecer el trasvase del cometido, el acople de bombas o agitadores, etc. Las medidas típicas de las bocas son ¾” y 2”

Homologación UN

Homologación UN

Homologación UN

Los bidones destinados al transporte y almacenamiento de sustancias químicas peligrosas / mercancías peligrosas, deben poseer la certificación / homologación UN.

Dicha homologación, incorporada también en el Reglamento CLP de clasificación, etiquetado y embalaje de sustancias químicas, establece ciertas pruebas de a las que deben ser sometidos los bidones:
Control de la materia prima, proceso de fabricación, peso, espesor, rigidez de las paredes, solidez de los estrangulamientos destinados a los tapones, aspecto, transparencia, brillo, resistencia química y física, etc.

Una vez homologados, los bidones deben ir marcados con el correspondiente símbolo UN y el código propio del tipo de embalaje, material, tipo de bidón, grupo de materias para el que está autorizado, etc.

Vea aquí algunos ejemplos de bidones homologados para el transporte de mercancías peligrosas.

Bidones de seguridad: medidas de protección en la manipulación de sustancias peligrosas

Bidón de salvamento, con homologación UN, en polietileno

Bidón de salvamento, con homologación UN, en polietileno

Los bidones se utilizan a menudo como contenedores de transporte para productos químicos y otros líquidos peligrosos.

Además de las disposiciones relativas al envase en sí (al bidón, en este caso), el  Acuerdo ADR propone otras medidas de seguridad adicionales preparadas para ser puestas en uso en caso de emergencia (por ejemplo un accidente, la rotura de un envase, etc.).

Para estos casos se disponen por ejemplo los bidones de salvamento: Bidones de encapsulamiento que protegen el envase / bidón original y de esta manera se evita cualquier tipo de derrame en un posible accidente.

Bidón de salvamento con codificación T, en acero,

Bidón de salvamento con codificación T, en acero,

Los requerimientos generales de seguridad de un bidón de salvamento es que no contenga fugas cuando se llena de líquido y que, tras una caída desde 1,2 metros en su orientación más crítica, siga sin daños estructurales, es decir, fugas. Estas pruebas son muy exigentes para un recipiente de acero “estándar”, por eso la importancia de estos bidones de salvamento en el transporte de materiales químicos.

Además de los bidones de salvamento, el Acuerdo ADR también contempla la utilización de absorbentes industriales adecuados, siendo obligatorios en caso de trasportar ciertas sustancias / a partir de ciertas cantidades.

Elige bidón en nuestra tienda online

Elige bidón en la tienda oficial de DENIOS

Elige bidón en la tienda oficial de DENIOS

Almacenamiento de los bidones

Es importante la utilización de cubetos y almacenes homologados en el caso del almacenamiento de productos químicos, para garantizar la máxima seguridad y evitar posibles derrames y accidentes.

Manipulación de bidones

Pinza para la manipulación de bidones

Pinza para la manipulación de bidones

Los bidones / tambores se transportan con frecuencia en palets para facilitar la carga y descarga en los camiones,  facilitando el envío. El tamaño, la forma y la distribución del peso hacen que los bidones de 200 l se puedan mover fácilmente a través de superficies firmes inclinando el bidón, de forma manual, y luego rodándolo con cuidado por la base.

Sin embargo, se sabe que estas prácticas son muy peligrosas y nada aconsejables desde el punto de vista de la ergonomía, la seguridad y la salud de los trabajadores, por lo que se recomienda utilizar los medios adecuados para su manipulación. Bien sea con carretillas con una o dos ruedas, o también con métodos más modernos como la utilización de elevadores para bidones o implementando accesorios a las carretillas, como pinzas para bidones.

Accesorios de bidones

Asesoramiento personalizado

Deja un Comentario